miércoles, 27 de noviembre de 2013

Caprichoso

Foto: perfil.com
"No sé lo que quiero, pero lo quiero ya" es una frase histérica del rock. Pero además pinta de pies a cabeza lo que sentí al leer la entrevista que le hizo Diego Cabot de este domingo al dueño de Etiqueta Negra, Federico Álvarez Castillo.
La ligereza  con la que se refiere a un importante proyecto inmobiliario en la barranca de Martínez es propia de un ignorante. La manera en que aprieta al Municipio para lograr la aprobación de su megadesarrollo es brutal.
Sentí como si el famoso "capitalismo salvaje" se hubiese personificado. Un Leviatán ávido de fauna y de flora. Ahí está, ¡piedra libre para Alvarez Castillo detrás de los árboles añosos de esa Costa Romántica!

sábado, 16 de noviembre de 2013

Los católicos y el Código Civil

PRENSA ACA


ACCIÓN CATÓLICA ANTE EL DEBATE EN EL CONGRESO
 
EL CODIGO CIVIL - COMPROMISO DE TODOS
 
Ante el debate que ha comenzado en el Congreso Nacional sobre la Reforma del Código Civil y Comercial, la Acción Católica Argentina propuso a los legisladores a que la ley que sancionen, que regulará la vida de las personas y sus relaciones en la sociedad desde el inicio de su vida y aún después de ella, se oriente al bien común, y que tomen en cuenta las opiniones y propuestas que se presentaron en las Audiencias Públicas desarrolladas durante 2012.
 
En un escrito enviado a todos los senadores y diputados nacionales, la entidad religiosa afirma que no puede permanecer “indiferente” porque “valora la ley y porque la ley propone valores”, trasciende el hoy y se adentra en el futuro de las generaciones argentinas.
 
En el documento, la Acción Católica Argentina expresa claramente que:
 
·         La vida  es vida, desde su concepción. ¡Valorémosla y cuidémosla de punta a punta!
·         Es inadmisible  la posibilidad de experimentación con los embriones no implantados. 
·         La familia es una realidad con profundas raíces en el pueblo argentino y a lo largo de todo el país. Ella es un bien social indiscutible.
·         El matrimonio fundado en la unión de un varón y una mujer, es la base de la familia, y minimizar los deberes entre los esposos o promover de su disolución “express”, desvaloriza la esencia misma del mismo.
·         Los niños, cualquiera sea la forma en que hayan sido concebidos, tienen derecho al respeto de su vida e identidad, como el justo conocimiento de sus derechos de filiación, paternidad y maternidad. Y sus padres tienen el derecho a la patria potestad.
·         Todo ser humano merece el reconocimiento de su personalidad jurídica en todas partes y sin distinción de condición alguna.
·         La adopción debe tener en mira el  interés superior e  integral de los niños, y no el deseo de los adultos. 
·         La  fecundación artificial debería ser prohibida por las objeciones éticas y jurídicas que merece. Y,  en caso que se lleve adelante la fecundación extracorpórea, el ser humano concebido de esta manera tiene, el mismo estatuto, dignidad y derechos que cualquier otra persona.
·         Es particularmente grave la posibilidad de fecundación post mortem.
·         Preocupa cierto reglamentarismo que propone el anteproyecto en relación a las asociaciones civiles, e incluso a las simples asociaciones.
·         Notamos que en las soluciones propuestas en este campo, ha influido una ideología individualista y una concepción de familia ajena a las tradiciones nacionales y al sentir y vivir de la gran mayoría de nuestro pueblo. 
 
Asimismo, manifiesta que valora “la atención puesta al desarrollo creciente de los derechos humanos y su protección jurídica; la disposición que prohíbe la manipulación genética en los embriones y la que limita la experimentación en seres humanos; y la positiva previsión acerca de las exequias de las personas, que da cuenta del respeto debido al cuerpo humano aún después de la muerte, sería oportuno que se prevea en forma expresa la necesidad de respetar las creencias y principios religiosos del fallecido.
 
Buenos Aires, 15 de noviembre de 2013.

domingo, 3 de noviembre de 2013

AMA la libertad de pensamiento y expresión

DERECHO (publicado hoy en cartas de lectores de La Nación)
En la Agrupación Mujeres Argentinas (AMA) nos hemos propuesto acompañar, alentar y alertar. (Acompañar proyectos, alentar iniciativas, y alertar sobre proyectos o situaciones que atenten contra la familia y la sociedad en su conjunto). Hoy nos toca alertar sobre la posible interpretación y aplicación discriminatoria y unilateral del fallo de la Corte Suprema sobre la ley de medios, restringiendo la libertad de expresión.
Una persona tiene el derecho inalienable a la libertad de pensamiento y de expresión. La opinión pública es exigencia de libertad. Para pensar, para formarse, para expresarse, para agruparse, para manifestarse públicamente. Es exigencia de autonomía para vivir y para reflejar la conciencia propia o común, para comprometerse y para participar. La falta de opinión pública o su supresión son una enfermedad de la sociedad, cualquiera que sea su justificación, porque implican cancelación de la libertad y marginación social. Ante la duda, debe prevalecer la libertad de expresión, derecho humano fundamental.
Mercedes Moreno Klappenbach
DNI 11.472.136

Firman además María Feldtmannde Maurette y Cornelia Schmidt Liermann, integrantes de AMA

Solución inesperada

El “efecto Francisco” ya estaría en la reforma del Código Civil

POR SERGIO RUBIN, clarin.com


03/11/13
El “efecto Francisco” parece estar impactando en el proyecto de reforma al Código Civil. En medios eclesiásticos se cree que el Gobierno habría suprimido de la propuesta original –elaborada por un grupo de juristas encabezados por el presidente de la Corte, Ricardo Lorenzetti–, algunos de los puntos más objetados por la Iglesia como la maternidad subrogaba (alquiler de vientres) y la llamada fecundación posmortem (cuando uno de los gametos es de un cónyuge fallecido que lo había congelado). Además, no descartan que el oficialismo haya incorporado una mención a que la vida comienza en el momento de la concepción, lo que constituiría una valla al descarte de embriones que puede conllevar la fertilización asistida.
Los cambios y agregados habrían sido hechos en el ámbito del Ministerio de Justicia tras discretas gestiones del Episcopado que, en rigor, comenzaron antes de la elección de Jorge Bergoglio como Papa con alguna posibilidad de éxito, que se potenció con la llegada del argentino a la silla de Pedro. El interés de la Iglesia creció en los últimos días luego de que trascendiera que la reforma al código habría salido del freezer en la que la metió el oficialismo, sobre todo para no complacer a su principal mentor, Lorenzetti. Pero la declaración de la constitucionalidad de la Ley de Medios por parte de la Corte, con el voto de éste, habría provocado el cambio de actitud de la Casa Rosada, retomando la proyectada reforma.
Según se especula, la apuesta de máxima del oficialismo sería que la reforma fuese aprobada antes del 10 de diciembre, cuando perdería estado parlamentario. Con todo, parece muy difícil que den los tiempos. Ello supondría, además, que no se abra a la discusión y se apruebe a libro cerrado. En el ministerio de Justicia se le habría introducido al texto más de 400 reformas de todo tipo (pero al parecer no se habrían modificado otras propuestas objetadas por la Iglesia como el “divorcio exprés”). También existiría la posibilidad de que sea tratada en sesiones extraordinarias.
El descongelamiento de la reforma seguramente será analizado por el plenario de obispos que sesionará esta semana en Pilar. Si los obispos deciden difundir al cierre una declaración, podrían volver a referirse al tema. Acaso el Gobierno, tras la derrota en las recientes elecciones, no quiera abrir un frente con la Iglesia, que tiene como Papa a un argentino.